Concurso Covid - The Talent Club / Covid en Versos, Prosas y Delirios

in The Talent Club3 months ago

image.png

Mes 1: ¿¡existe, o no existe!?

Incrédulas las ovejas nos rebelamos.
Porque los medios mentían.
Los políticos en apuros, se hundían.
Intento de control mundial, le decían.
Finalmente los muertos confirmaron, lo que todos temían.

¿Por qué no creímos? lloran y preguntan las naciones.
Vestidas ya de luto, despidiendo latidos, gritando en los balcones.
Los políticos se excusan.
Los acaudalados de su poder abusan.
Llenan mansiones de papel, mascarillas y cosas que no usan.
Y la tristeza sigue arrullando corazones.

Mientras tanto, los pobres no enloquecieron.
Si acaso se están preguntando ¿Cómo lo hicieron?
Es que morir es una realidad constante bajo su cielo.
Por disparos, por abandono, o por sangre.
Por olvido, por injusticias, o por hambre.
Porque en los hospitales nunca consiguieron ni suero.
Porque para ellos siempre hubo la cura.
Pero para pagarla, nunca hubo dinero.

La realidad en mi país y para mi, muchos creímos que eran patrañas, que eran cuento, y los escépticos peleaban en las redes con los paranoicos, y estos explicaban quizás ustedes ya estén muertos.

Rememoro rápidamente una publicación, era una queja, de que las personas no se cuidaban eran ellos los que a otros enfermaban y así no pararía la pandemia. Que todo eran chistes y juegos, que así terminaríamos muertos y no acabaría la cuarentena. Y en medio de las dudas de si existía o no existía el Covid, me dolió en el alma una respuesta:

“Déjenos reírnos de esto, no tenemos para comer, menos para tomar vitaminas.
Los tapabocas aumentaron en 300%, y uno ya ni los geles mira.
Si no podemos cuidar nuestro sistema inmune, y ni pensar en consumir frutas y verduras.
En ese caso no tenga duda.
De que los que hoy reímos, nos moriremos.
No debe molestarse, que pronto la verdad ira saliendo.
Por si todo es falso, y lo traman los gobiernos.
Por lo que sea que pase, déjenos seguir riendo.
Que como vaya viniendo, iremos viendo.
Que si existe, y si es mortal, entonces moriremos riendo".

Yo estaba lejos de casa el día que dictaron la cuarentena desde cero,veía en las noticias videos de compras de locura. Pedí por mi madre, llegue con mi novia; Y desde allí empezó mi encierro.

Mes 2: Asumiendo la nueva realidad, cambios sutiles en mi vida

Ser amables en casa fue fácil mientras no falto la comida, en la televisión te lo vendían como juego, para niños y adultos, al mejor estilo de la película (La vida es bella), arma fuertes , crear canciones, pide comida, aprovecha de jugar, olvida las preocupaciones; las Redes sociales seguían abarrotadas de chistes y de protestas, también de Quejas validas:


Que era extraño que el gobierno, que no se inmutó por lo deforestación.
Que no previnieron la contaminación.
Esos que no te cuidaron del humo del tabaco.
Y no se alarmaron con la polución.
Ahora quieren ponerte tapabocas.
La OMS dice que es para enfermos, y quienes los cuidan.
El gobierno que es para todos aquellos que respiran.
Las dudas en las mentes se anidan.
Pero en medio de la improvisación una cosa es lo que dicen, y otra cosa la que inspiran.

Hacer compras lleva medio día mínimo, salir caminando porque no había efectivo, ni transporte.

Mejor llevar más peso y hacer un solo viaje, para la calle con bolsas y bolsones.
Regresar con comida, frustraciones, ampollas y cayos desde la punta de los dedos, a los talones.
Llamaba a mi madre todos los días, y siempre me daba ánimos aunque no se lo pidiera.
Nos manteníamos corriendo la fecha, en lo que fuera seguro yo fuera, o ella viniera.


La vida en pareja alegraba mi alma.
Ver sus ojos marrones, me traía calma.
No importaba si eran días de frijoles.
Pedíamos por los que tenían menos.
Y agradecíamos las pequeñas ocasiones.
En las que teníamos algo mas, algo que endulzara el alma, y las emociones.

image.png

Mes 3. Comienzan los cambios grandes en mi vida

Comienzan a vaciarse la nevera,
Desfalcamos la alacena, nos alumbramos con las velas.
Y la calma se vuelve de papel.
La paciencia cae, como la torre de babel.
Y la ansiedad pesa, como el agua en las telas.
Se escuchan a lo lejos, unas quejas.
Nos mandaron a encerrarnos para no morir por Covid.
Pero es el hambre lo que nos va matar.

Trabajo por internet hace buen tiempo, aunque estudie, tengo título universitario, genero más dinero así que la mayoría, Pero en el trabajo hubo cambios, contrataron a más, bajaron los pagos, optaron por mano de obra barata y desesperada.

El golpe al bolsillo, al ego, al corazón.
Y aunque intentas que no gane la desesperación.
Donde se asoma la duda.
Donde amenaza el hambre desnuda.
Allí se necesita más temple.
Pero es difícil mantener la cordura.
Pero mi conclusión me trajo paz, prefiero 100 divididos entre 10.
Que tener 100 y 9 casas en la miseria.
Porque si a mí el hambre me asedia.
También asedia a los demás.
La compañía no lo hizo por humanidad.
Pero yo así lo tomo, y así todos luchamos contra esta nueva realidad.

Mes 4: Introspección

Las finanzas para todos están duras, los pequeños comerciantes sufren en silencio, algunos se aprovechan, otros se arrodillan y rezan; Los alquilados temen el desalojo y, y los dueños temen por los inquilinos que no se van. Comienzan a caer las caretas, y vemos de que están hechos los rostros, algunos son solo instintos, y hay otros llenos de humanidad.


Yo no nací para esto, para pagar impuestos, para usar corbata.
Para trabajarle a una gran corporación, que nos utiliza como mano de obra barata.
El ego empresarial, sufre un golpe al sistema.
Aquellos que eran intocables, se empiezan a quebrar.
Los mercados caen, y el hombre se libera.
No nacimos para usar cadenas.
Ni para que nos administren la tierra, nacimos para amar.
Ahora que estamos encerrados, vemos que necesitamos libertad.
Que lo que más deseamos, no es estar en un oficina.
Que no nacimos para ser millonarios.
Pero si nacimos para bañarnos en el mar.
Para comer frutas, para sembrar, para correr por los campos.
Para abrazar, y besar a quienes amamos.
Para sentir en la frente, los besos de mamá.
Aunque la realidad es dura, nos muestra con calma contundente y segura.
Que la tierra no es del hombre.
Nosotros somos de la tierra, y la tenemos que cuidar.

Encuentros en la oscuridad.
La falta de luz, de internet, de servicios, nos obliga a abandonar la cueva.
La casa segura, del encierro la figura.
Tuvimos que reconocer a los demás.
Y en los ojos se enciende una llama voraz.
Y entonces nos vimos
Y éramos iguales
Aunque no éramos parecidos.

Los vecinos comenzamos a estirar la mano, a echarle más agua el caldo, a guardar un plato para alguien más, se acabo el gas y cocinamos a leña. La verdadera anarquía se apropio de nosotros, no donde todos hacen lo que quieran, sino donde todos hacen lo que deben sin que los tuvieran que mandar.

En la unión sobrevivimos y ayudamos a vivir a los demás, se convirtieron en acciones los ruegos, no tuvimos que movernos mucho para conseguir a quien ayudar. Empezamos a sembrar en conjunto, a retomar lo verde, claro manteniendo la seguridad.

En sectores humildes comenzaron las reparaciones, los abandonados por las alcaldías y las gobernaciones, ahora hacían alarde como ellos mismos encontraron sus soluciones, taparon sus baches, labraron sus calles, sembraron sus flores.


¿Qué viene? No lo sabemos.
Y menos ¿Cuánto durará?
Pero lo que nos ayuda a respirar mejor, no es solo el aire.
Es saber que hay esperanza para la humanidad.

image.png

Todas las fotos son de mi propiedad | All pictures are of my own
Banner by @fanyokami


Sort:  

Congratulations @mixbar.show! You have completed the following achievement on the Hive blockchain and have been rewarded with new badge(s) :

You got more than 10 replies. Your next target is to reach 50 replies.

You can view your badges on your board And compare to others on the Ranking
If you no longer want to receive notifications, reply to this comment with the word STOP

To support your work, I also upvoted your post!

Do not miss the last post from @hivebuzz:

The Hive community is in mourning. Farewell @lizziesworld!
Support the HiveBuzz project. Vote for our proposal!

Excelente cuánto dices en cada poema y como lo vas hilando con la experiencia. Me encantó la forma en que lo hiciste y me sentí completamente identificada con cada párrafo leído. Tengamos fe. Que lo vamos a lograr. 🤗🦋

Muchas gracias por tomarte el tiempo de leerme, intente escribir con la mayor sinceridad; me alegra que te haya gustado. Y si,siento que juntos saldremos de esto. 😃

Sentí que leía tu diario, tus angustias, tus delirios; la mezcla de prosa y versos me resultó agradable, pero lo que más me gustó, es saber que ponian un poco más de agua para la sopa, por si alguien aparecía con hambre cerca a ustedes, eso deja ver, que a pesar de todo, siempre estamos dispuestos a ayudar a los demás.

¡Hola! Me alegra que te gustara la mezcla. Debo admitir que cuando empece a escribir no sabia como terminaría; y aunque me fue difícil separar emociones, siento que si, nos hizo más humanos, un poco más amables, un tanto más cálidos.

Tu publicación está llena de emociones muy fuertes, unas emociones que dejan entre ver un corazón noble. Tus versos me gustaron, los lei con un ritmo de rap de protesta jajajaja ... No sé por qué, pero me pareció podrían ser cantado en ese estilo. Mucha suerte en el consurso y un abrazo!

¡Saludos! Me causa mucha gracia que hayas leído los versos en ese tiempo, así los leo yo, nacieron de mi como violentos, me sentí como niña descubierta en plena travesura. 🤣