Ciencia Ficción… ¿Amiga o enemiga de la Enseñanza de la Ciencia?

¡Hola querida comunidad científica de #Hive, reciban todos un cordial saludo!


Investigaciones recientes realizadas principalmente en Europa, muestran una gran preocupación por el déficit de jóvenes que se interesan por realizar carreras científicas, situación que específicamente involucra a las disciplinas de Física, Química, Biología y Matemática; y que según el origen de tal problemática puede encontrarse en la manera como se enseña la ciencia, es por ello que ha surgido la inquietud y constante búsqueda de estrategias que puedan despertar el interés hacia la ciencia y que elimine esa barrera que por años ha existido entre los estudiantes y las llamadas tres marías. Una de las alternativas que se encuentran sobre la mesa para su evaluación es si el cine de ciencia ficción puede llegar a ser un amigo o enemigo de la enseñanza de las ciencias.

La ciiencia ficciòn en la enseanza cientifica (2).gif
Imagen realizada con la página web de diseño gráfico y composición de imágenes Canva.

Diseño sin título(2).png

Realizando un pequeño sondeo entre los estudiantes a los cuales imparto clases de física, el 90% manifestó que le gustan mucho las películas y series de ciencia ficción, entre los que sonaron muchísimo los Avengers, Star wars, los cuatro fantásticos, hombres de negro, X men, entre otros; y es cuando surge en mi la pregunta ¿Será la ciencia ficción una amiga o enemiga en la enseñanza de las ciencias? Primero, es propicio conocer un poco sobre este género cinematográfico, al cual también se le conoce como literatura de anticipación y significados.com la define como “trata de los hipotéticos logros científicos y tecnológicos de la humanidad y sus consecuencias; es un género fundamentalmente especulativo, cuya verosimilitud está sujeta a los conocimientos científicos sobre los cuales se sustenten sus argumentos”.

También es conocido como un género narrativo que puede describir espacios y diferencias entre los espacios con un manejo del tiempo, creados en su totalidad como producto de la imaginación, donde se logra la especulación de manera racional con un alto grado de veracidad, con una característica principal y es que puede hacer posible lo que parece imposible y aunque carece de fundamento científico, tiene a su favor la fuerza de la lógica y es que puede llegar a predecir logros científicos y tecnológicos, un ejemplo de ello ocurrió en el año 1869 con Julio Verne y su obra 20.000 leguas de viaje submarino, donde mencionó los motores eléctricos y el submarino.

file.jpg
Fuente

Sin embargo, la ciencia ficción presenta dentro de sus géneros otros subgéneros, en los cuales están predominando las historias enmarcadas dentro de la biotecnología, el futurismo y el dilema del futuro con base al pasado; donde subyacen dos corrientes de ciencia ficción, el primero de ellos caracterizado por ser riguroso y muy cuidadoso con los detalles el argumento científico, al cual se le llama ciencia ficción dura; el segundo conocido como ciencia ficción blanda básicamente se centra en los aspectos literarios, el cual permite un uso libre de la imaginación, pero trata de no pasar por alto los elementos científicos que puedan brindar veracidad a las historias.

Ahora bien, todos conocemos los cómics, el cine, los videojuegos y la literatura; pero resulta que este tipo de formatos no logran captar la atención total de los jóvenes, en ellos se presenta más interesante la esencia de la ciencia, sus actores y la posibilidad de poder crear súper hombres o súper mujeres, viajes en el tiempo, naves espaciales para la conquista de nuevos mundos y tecnología que busca la aniquilación de la raza humana. Es por dicha razón que creadores de este género, sobresalen por su trabajo formal en ciencias, donde podemos mencionar a Isaac Asimov en el área de química, Carl Sagan en la astrofísica y Arthur Clarke en el área aeronáutica, ellos consideran que la ficción conjuntamente con lo científico puede ir dirigida hacia un público en específico especializado por su lenguaje y terminología, de igual forma existe la divulgación científica dirigida hacia un público menos especializado pero con interés hacia la ciencia; y resulta un nivel propicio para la divulgación de la ciencia.

2d881536e7300640f298bed32aaede2e.jpg
Bobinas de Tesla en la película El Aprendiz de Brujo

Aunque sabemos que esta manera de comunicación no resulta ser científica y carece de argumentación teórica, si permite una fácil comprensión de la ciencia que se encuentre inmersa dentro de ella, logrando ser atractiva para otro tipo de público, el cual es menos especializado y presenta menos interés por la ciencia, haciendo que el conocimiento científico deje de ser exclusivo y excluyente. La ciencia ficción es interesante y divertida para los jóvenes, si a eso le sumamos el hecho de que presentan unos efectos especiales increíbles resulta agradable pensar que se puede incorporar como una herramienta dentro del aula de clases, obviamente que no es necesario que la ciencia ficción sea exacta y estrictamente correcta en el uso de la ciencia, pero si se puede reflexionar sobre algunos hechos científicos, sacar conclusiones y enseñanzas de los mismos. La idea central es buscar nuevas estrategias, métodos para erradicar el aprendizaje tradicional y repetitivo de las ciencias básicas y la ciencia ficción puede ser un camino importante para conseguirlo.

Un método existente actualmente lo aplica el Profesor James Kakalios de la Universidad de Minnesota, quien es el autor de un curso que lleva por título “Todo lo que sé acerca de la ciencia lo aprendí leyendo cómics” el cual básicamente trata de enseñar conceptos teóricos sobre física empleando hechos provenientes de los cómics sonde obviamente se interprete la física de manera correcta. La estrategia empleada por Kakalios (2005), es una forma sencilla y divertida para generar un aprendizaje significativo, el cual ha sido un rotundo éxito y presenta la mayor demanda por parte de los estudiantes.

KVWFBWGRW5BYNM6SCMPX7XHHVM.jpg
Cómics de Marvel

En conclusión podemos decir que la ciencia ficción si es amiga de la enseñanza de las ciencias, es decir que podemos mediante ella fomentar el interés y la curiosidad hacia el quehacer científico, reconocemos las ventajas y beneficios que tiene la influencia de las producciones de entretenimiento del género de ciencia ficción producto de la afinidad y el agrado que desarrolla en los jóvenes.

Ya para despedirme espero que el tema sea del agrado de los lectores y deseo ver en los comentarios sus opiniones y aportes significativos que ayuden a la ampliación del tema y que genere un debate crítico y enriquecedor para la satisfactoria divulgación del conocimiento científico.

Diseño sin título(2).png

Referencias

Barceló, M. (2005). Ciencia y ciencia ficción. Revista Digital Universitaria, Disponible en:

Definicion de Ciencia ficcion, Disponible en:

Kakalios, J. (2005). La Física de los Superhéroes.Barcelona: Ediciones RobinBook .

Petir, M & Solbes, J. (2012). La ciencia ficcion y la enseñanza de las ciencias. [Documento en linea] Disponible en:

Diseño sin título(2).png

WhatsApp Video 2022-01-06 at 5.57.09 PM (2).gif

presentacion escolar educativa juvenil celeste(1).gif



0
0
0.000
12 comments
avatar

Posiblemente las tendencias en cuanto a nichos de una futura carrera estan cambiando . Últimamente todo va más enfocado a la tecnología e internet . Ya crear este tipo de publicaciones incentiva a los jóvenes a interesarse por estos temas

0
0
0.000
avatar

Hola @recarvajalp

Tienes razón las tendencias van cambiando y por ello se deben cambiar las estrategias de enseñanza.

Gracias por leer y comentar èsta publicación 💞

0
0
0.000
avatar

No se puede condenar a la literatura por la mala interpretación que puedan llegar a hacer los jóvenes de géneros como la ciencia ficción. Su mismo nombre lo dice: es ficción. Y aunque a veces está basada en teorías y avances científicos reales, hay que saber discernir; una habilidad que tarde o temprano desarrolla el aspirante a estudiar cualquier tipo de ciencias. Sin duda, este género es más amigo que enemigo de las ciencias, pues mediante historias entretenidas, pueden causar gran impresión en el lector o el espectador, haciendo que estos quieran saber más sobre tecnología, experimentos, física, química, etc. El problema no sería el género en sí, menos las obras derivadas, sino la capacidad que tiene cada individuo de diferenciar entre la realidad y la ficción.

Excelente publicación. Saludos.

0
0
0.000
avatar

Hola @juniorgomez

exactamente, debemos poder seleccionar cual es el contenido que nos resulta adecuado para aplicarlo como una estrategia. Y con respecto al problema de diferenciar entre a realidad y ficción es donde el docente juega un papel del fundamental de mediador del conocimiento.

Gracias por tu aporte 💞

0
0
0.000
avatar

Thanks for your contribution to the STEMsocial community. Feel free to join us on discord to get to know the rest of us!

Please consider delegating to the @stemsocial account (85% of the curation rewards are returned).

You may also include @stemsocial as a beneficiary of the rewards of this post to get a stronger support. 
 

0
0
0.000
avatar

Hola amiga, yo creo que el cine con películas de ciencia ficción puede despertar en los jóvenes esas ganas por investigar la ciencia alrededor de las escenas cinematográficas, como las luces, los saltos y otros aspectos más que sin duda tienen una explicación basada en la ciencia, es como decir que los jóvenes pueden ser estimulados a un aprendizaje de la ciencia por medio de la ciencia ficción, por lo que desde mi perspectiva si aplica esta iniciativa.

Saludos y gracias por este valioso aporte.

0
0
0.000
avatar

Hola @carlos84 que grato es verte por aquí nuevamente... Estoy totalmente de acuerdo, comenzar una clase con base a la discusión de un cómics,una serie o una película va a causar un interés en ello y sin duda se obtendrá un aprendizaje significativo.

Gracias por leer y comentar💞

0
0
0.000